• Viernes, 20 de Octubre de 2017

Por Restituto Contreras

                 El pasado miércoles, 12 de julio, como ya es conocido en nuestra ciudad, se celebró una cumbre del PSOE en Melilla, en la que estuvo presente el secretario general socialista de Ceuta, Manuel Hernández, junto a su homóloga de Melilla, Gloria Rojas y el secretario federal de Relaciones Institucionales y Administraciones Públicas, Alfonso Rodríguez Gómez de Celis. Encuentro preparatorio para la creación del Consejo de Política Institucional para Ceuta y Melilla. La semana pasada también ha tenido lugar en El Escorial,  un  curso sobre el Futuro de la Integración Europea, organizado por la Fundación Pablo Iglesias y la Universidad Complutense, donde  Ceuta y Melilla, como ciudades españolas y europeas, por su especial enclave geográfico y necesidades específicas han sido tenidas en cuenta.

                Según el comunicado del Partido Socialista de Ceuta, el nuevo Consejo político estará compuesto por diputados del Congreso, Senado y del Parlamento Europeo. Es decir, hay una apuesta decidida por el PSOE, de seguir trabajando para reforzar la conexión de ambas ciudades con los centros neurálgicos de la política nacional y europea, nuestro Parlamento y las Instituciones Europeas. “El Consejo de Política Institucional para Ceuta y Melilla elevará iniciativas parlamentarias al Congreso de los Diputados, el Senado y al Parlamento Europeo, al objeto de dar solución, de manera secuenciada y estructurada, a las problemáticas con las que cuentan ambas ciudades autónomas, siendo el desempleo la más acuciante de ellas, y seguida por la situación que genera el perímetro fronterizo en todas sus vertientes.”

                El secretario general del PSOE de Ceuta, Manuel Hernández, ha agradecido públicamente la apuesta personal de la Secretaría General Federal por Ceuta y Melilla. Pedro Sánchez, cuando estuvo recientemente en ambas ciudades se comprometió ante la ciudadanía. Su palabra y credibilidad van unidas a su trabajo, así como a la voluntad y compromiso de contribuir desde sus responsabilidades políticas  a la mejora de las dificultades que afrontan estas ciudades.

                Rafael Simancas, director del curso sobre la Integración Europea, en coordinación con la Fundación de Estudios Progresistas y la  Friedrich Ebert, con la sistematización, rigurosidad, seriedad y la capacidad de síntesis que le caracteriza, ha conseguido que los objetivos del curso hayan sido superados con creces. Muy bien acompañado por su equipo en el que estaban Jimena Sanclemente, coordinadora del Departamento Internacional, Jacobo y Olvido Camarero…  Acompañados por una audiencia de participantes muy motivados. Han participado 25 ponentes, que no han recibido remuneración alguna, todos con un acreditado curriculum en sus altas responsabilidades nacionales e internacionales, con exminist@s, catedráticos, diputados, responsables de secretarías federales socialistas, participantes en órganos europeos e internacionales, representación sindical y de ONG… Sería injusto no mencionar a todos. Diré el nombre del primero, Antón Costas. Catedrático de Economía Aplicada. La última ponente, que clausuró el curso fue Iratxe García Pérez. Secretaria Ejecutiva para la Unión Europea del PSOE. Portavoz del PSOE en el Parlamento Europeo.

                El curso ha constado de cinco bloques: Economía, política, social, internacional y el futuro de la Integración Europea. Cada tema podría durar un curso y ocupar varios libros. Resaltaría la transversalidad en todos los temas, destacando la preocupación por el aspecto social, la incidencia de la crisis, los tratados internacionales, la austeridad, la democracia y la eficacia de las instituciones europeas, amenaza populista y nacionalista, los efectos del Brexit, la seguridad y defensa común, los refugiados, el futuro y la importancia de la presencia socialdemócrata…

                Aludiré a dos citas de fundadores de la Unión Europea.  Robert Schuman: “ Europa no se hará de golpe, se hace mediante realizaciones concretas…”  Jean Monnet: “Europa se forja en las crisis…” A nivel personal condensaré algunas conclusiones que destacaría. En otro momento profundizar más:

  • La excesiva y mal tratada AUSTERIDAD rompe el contrato social y aumenta la deuda.
  • Sí al COMERCIO INTERNACIONAL, con un poder democrático organizado globalmente frente a los poderes financieros, respetando los derechos y el tema ambiental.
  • Poner REGLAS AL MERCADO con base social y un liderazgo político claro.
  • Ante la amenaza de los POPULISMOS Y NACIONALISMOS por la pérdida del bienestar e incertidumbre, necesitamos una Europa más social y autónoma frente a los mercados, que haga más visible la integración y la credibilidad.
  • DEPENDE DE LA CIUDADANÍA con su participación democrática, que pueda ser posible la más bella idea política de Europa, con instituciones democráticas que garanticen la transparencia, integración, libertades y derechos.
  • Fomentar la CONCIENCIA EUROPEA, acercando las instituciones europeas en los debates de los Parlamentos nacionales y autonómicos con la pedagogía necesaria.
  • El problema de la Europa Social es POLÍTICO, no de gestión.
  • NUEVAS ALIANZAS con los progresistas y los demócratas liberales. Los grandes consensos con la derecha no son la solución.
  • OTRAS MEDIDAS: Seguro de desempleo complementario al nacional. Salario mínimo. Cambios en el Banco Central Europeo. Mayor fluidez de inversión por las instituciones financieras. Más competencias fiscales. Tasa de transacciones financieras. Multilateralismo con atención al clima sostenible y la transición energética.
  • El BREXIT ha supuesto un revulsivo positivo para la integración del resto de paises
  • Aunque nuestro poder en el mundo no es por la capacidad militar, sino por los valores, solidaridad, comercio y una actuación diplomática, el tema de la SEGURIDAD Y DEFENSA europea está adquiriendo más preponderancia. Los hitos del Tratado de Maastricht y Lisboa son importantes y no se pueden obviar.
  • Ante la crisis multidimensional con los REFUGIADOS, la permanente afluencia y los 40.000 fallecidos en lo que va de siglo en el Mediterráneo, Europa ha hecho, está haciendo, pero no es suficiente y no ha sido previsora. Trabajar con los países de origen y que la salida sea una opción, pero no la única. Aseveró Luc André: ”Si estornuda África la primera en sentirlo será Europa. Exigir a la hora de cerrar tratos con África, que haya garantías de que pueden servirles a los africanos.” Responsabilidad, eficacia y coordinación de las instituciones europeas a nivel interno e internacional.
  • EUROPA NO ES EL PROBLEMA, ES LA SOLUCIÓN. Decía Iratxe García sobre la respuesta socialdemócrata:  “No hay que tener complejos. Se gana cuando hemos conseguido la mejor respuesta con principios como: Justicia, solidaridad, tolerancia y redistribución. Actuar con mucha pedagogía. Europa no se construye con mensajes fáciles. Vamos como socialistas a escuchar, debatir y trasladar los problemas de la ciudadanía, con trabajo, tenacidad y responsabilidad…”