• Sábado, 17 de Noviembre de 2018

El esquinazo. Por Jesús Carretero

He dicho, en muchas ocasiones, que ni me he fiado, ni me fío de las encuestas y  cuando se hacen a más de un año de unas elecciones, me voy a fiar mucho menos.

Y todo esto viene a cuento de una reseña, en la prensa local, en la que se pone de manifiesto, atinadamente, el hecho de que, de acuerdo con un sondeo, el Partido Popular, aunque volvería a ganar las elecciones municipales, no va a lograr la mayoría absoluta en esas elecciones municipales del próximo año.

No me debieran extrañar nada estas previsiones, pero si uno empieza a mirar la competencia que pueda tener el PP, aquí en Ceuta, no se encontrará hacia qué parte se podrán marchar todos esos votos, que en tiempos pasados fueron del PP, en el caso de que uno quiera ir a votar ese día.

Me parece normal que el PP no arrase, como lo hizo en algunas elecciones, no en la última, anteriores y es que el PP, aquí en Ceuta, se ha convertido o se está convirtiendo “en una franquicia de Juan Vivas” y siendo así ya podría parecer hasta lógico un cambio o una renovación.

Ha venido a mi mente eso del cambio, pensando en aquel octubre de 1982, cuando con aquel slogan de “Por el Cambio”, el PSOE de Felipe González arrasó en las elecciones generales. A pesar de eso, aquello ya es historia y es historia a nivel nacional. A nivel local esas siglas del PSOE que se olviden de ganar, en Ceuta, unas elecciones,  porque llevan mucho tiempo sin levantar cabeza y cada día parecen ir más a la baja. Por este camino, que el PSOE, según el sondeo, lograra 4 o 5 concejales, personalmente me parece un error. Dudo que pueda pasar de los 4.

En cuanto a MDyC no sé, en el fondo, por donde van, de verdad, y esos 2 o 3 representantes para la Asamblea que les da el sondeo me parecen, cuando menos, lógicos, porque esos se dejan ver, con lo que serían muy respetables.

Ya hablando de respeto vamos a intentar mantenerlo cuando hablemos de Caballas, aunque no siempre alguno de sus representantes se lo merezcan, porque cuesta trabajo poder atajar algunas de sus actuaciones, con voto o sin él. Particularmente, yo les voy a excluir de mis preferencias y si bien es cierto que ya hace años, varias elecciones atrás, como apoyo a mi colega de instituto Omar, fui capaz de votar a aquel grupo que empezó encabezando Mohamed Alí, ahora, especialmente desde que en esa candidatura apareció Aróstegui no se me ocurriría darles mi voto, ni habiéndome vuelto loco.

Analizando uno a uno los grupos que pueden competir por la alcaldía, estamos viendo que, incluso como simple franquicia, el PP les puede doblar y redoblar a todos los demás juntos, pero intencionadamente he dejado para el final a Ciudadanos y este grupo que siempre me ha caído muy bien no sé qué “mal de ojo” habrá recibido aquí en Ceuta que no ha logrado, ni va a lograr, salvo que cambie de orientación, un grupo de tirón y con propia personalidad que le distinga de los demás y que pueda decir algo a quienes los podríamos ir a votar.

Y es que, aquí en Ceuta, Ciudadanos ha caído en esa situación en la que caen muchos de los grupos recién salidos del horno y a los que no sabes si atribuirles como patrón Santo Tomás o la Virgen del Pilar, porque se piensan que todo lo tienen hecho y que con sólo ponerse el distintivo del grupo ya lograron lo que se proponían.

Ciudadanos, a lo largo de la legislatura, aunque sólo tenga un concejal, ni se ha dejado, ni se está dejando ver, por lo que aquí en Ceuta está pasando, como “gato por ascuas”,esto es, totalmente desapercibido.

Otros, Caballas sin ir más lejos, aunque sea como número de carnaval, ya que estamos en esa época, se dejan ver, más de la cuenta y sin tino, pero asomándose al balcón.

Para Ciudadanos no sabemos si las obras que comienzan ahora en la Gran Vía son positivas o son todo lo contrario. Éstos van dejando pasar el tiempo, sin más, cosa que no es la tónica de este grupo, en otras partes.

Visto lo visto y con un recorrido, a vuela pluma, el PP volverá a ganar, aunque no hagan publicidad, vaya quien vaya en la cabecera de la candidatura y, a pesar de los errores que habrá habido, nadie les puede arrebatar el triunfo.

Sin sondeo de ningún tipo, eso está claro, Ceuta tendrá PP para rato. Eso que no se le olvide a nadie y muy especialmente al PSOE o a Ciudadanos.