• Viernes, 15 de Diciembre de 2017

SÓLO 5 MATADEROS CUMPLEN CON LAS NORMAS DE SANIDAD E HIGIENE

Comer carne en Marruecos, un riesgo serio

* El Tribunal de Cuentas presentó un informe el pasado lunes que apunta a los muchos fracasos experimentados por el sector de la producción y distribución de carne en Marruecos.

Según el informe,   tan sólo cinco mataderos  en todo Marruecos cumplen con las normas de higiene y sanidad.
Las carencias en los mataderos que detalla el informe son numerosas, pues desde falta de agua y  ausencia de cámaras de refrigeración en las instalaciones en muchos de ellos,  así como el transporte en camiones  no refrigerados, la falta de instalaciones de desinfección y de procedimientos para tratar la desinfección de los productos,  instalaciones de mantenimiento deficitarias, falta de limpieza, herramientas poco adecuadas… un largo etcétera de carencias que dejan claro que la situación de la industria cárnica en Marruecos es catastrófica.
Carne y despojos, alimentos muy sensibles que requieren el máximo cuidado e higiene, están expuestos a riesgos de contaminación, infecciones, enfermedades, informa el sitio Telquel.
El Tribunal de Cuentas  denuncia que el 45% de la carne que se consume en el país no es de mataderos.

Hace unos meses se descubrieron restos de burros esparcidos  en distintos basureros de Rincón de Mdiq, lo que obligó a la policía a abrir una investigación que culminó con la detención de un carnicero de la ciudad. Estos hechos son frecuentes en Marruecos, pues la falta de inspecciones es notoria.

La situación evidencia la contrariedad que supone ser país musulmán y contar con legislación Halal, pues a la vista está que de nada sirve sino existe conciencia individual y de grupo; menos aún, si el Gobierno no pone los instrumentos necesarios para acabar con unas costumbres que amenazan la salud de sus ciudadanos.

Las autoridades han mostrado su voluntad de revisar todos los procedimientos que se siguen en el tratamiento de la carne y su distribución, pero mientras tanto lo mejor es hacerse vegetariano.